Opinión:

La verificación de identidades y las billeteras digitales en la industria de la seguridad

 

Gracias a las billeteras digitales, almacenar, organizar y verificar las identidades para interactuar digitalmente nunca fue tan fácil; y es que esta tecnología no solo ayuda a los usuarios a realizar transacciones de manera segura, sino también a desplazarse con libertad y a trabajar con productividad.

Las billeteras digitales se pueden usar en dispositivos con acceso a Internet —teléfonos inteligentes y computadores—, que permiten al usuario almacenar de forma segura información como datos bancarios o contraseñas, a fin de ejecutar transacciones en línea en aplicaciones o mediante pagos de persona a persona con los más altos niveles de seguridad.

Ahora bien, a continuación analizaremos el papel de las identidades digitales dentro de esta tendencia tecnológica y cómo influye en la oferta de soluciones que ofrece el mercado.

Los 5 factores que inciden en el cambio hacia la verificación de identidades digitales

  • – La demanda que hacen los clientes de comodidad, automatización y transacciones sin contacto favorece la innovación de las billeteras digitales. En los últimos años, no solo ha crecido la infraestructura que hace posible las transacciones digitales, sino que también ha aumentado la adopción de aplicaciones de billetera móvil. Según el informe Global Payments Report, 32 % de los usuarios tienen tres o más billeteras móviles descargadas en sus teléfonos inteligentes.
  • – La convergencia móvil y la multitud de dispositivos de la actualidad, permite disfrutar de interoperabilidad y conectividad sin problemas y optimizada para los usuarios. Dado el avance continuo hacia un mundo más digital y que las personas esperan una experiencia móvil más ágil, esta consolidación de redes dará impulso a la próxima generación de aplicaciones y casos de uso.
  • – En todo el mundo, las leyes, reglamentaciones y estándares allanan el camino, pues ofrecen un marco legal para aceptar las identidades digitales. Una de estas normas, aprobada en Europa hace algunos años, —el reglamento eIDAS (Servicios de Identificación, Autenticación y Confianza Electrónica)—, es un catalizador de las transacciones digitales transfronterizas.
  • – Las billeteras digitales incorporan funciones. En 2021, Apple anunció que trabaja con varios estados para que sus residentes puedan incorporar sus licencias de conducción o identificaciones nacionales a su iPhone y Apple Watch.
  • – Los gigantes tecnológicos y las empresas emergentes compiten para crear la aplicación idónea que se ajuste a las necesidades de verificación de identidad digital en una sola plataforma, desde documentos financieros y de seguros hasta información de salud e identificaciones gubernamentales.

    Cuando se observa el avance de las prestaciones de las billeteras e identidades digitales, todo indica que tendrán un impacto significativo, no solo en la vida diaria de las personas, sino también en la industria de la seguridad. De hecho, los responsables de la seguridad deberían anticiparse a las próximas iteraciones de las billeteras e identidades digitales.
  • ¿Qué requerimientos se necesitan para aprovechar al máximo una experiencia móvil conectada?
    Por el lado de la infraestructura, hay que mencionar que la posibilidad de usar billeteras digitales depende de si se cuenta o no con una infraestructura actualizada que incluya, entre otras cosas, equipos con tecnología NFC y BLE. La expedición de identidades digitales requiere un programa moderno de emisión con gestión de seguridad en la nube. Definir qué implicaciones tiene la gestión de identidades en el contexto de cada negocio en particular ayudará a crear la infraestructura de identidad adecuada, lo que permitirá ofrecer escalabilidad de una manera más segura, así como implementar la combinación adecuada de tecnologías, aplicaciones y procesos para gestionar las identidades digitales de acuerdo con los requerimientos establecidos.
  • Por otro lado, en cuanto a normatividad, las identidades digitales, al igual que sus diferentes fuentes, generan instancias de identificación y experiencias multifacéticas específicas, así como un gran volumen de datos asociados. Si bien el uso de los datos recopilados es útil para ofrecer mejores productos y servicios, tanto a los clientes como a los empleados, es probable que estos tengan perspectivas diferentes al respecto. Si no se realiza con la debida transparencia, la recopilación de información sería una práctica que podría generar desconfianza.

  • Según un informe reciente de KPMG, la población estadounidense responde de manera más favorable cuando sabe exactamente cómo son utilizados sus datos. Los sistemas de identidades digitales deben tener en cuenta las leyes, reglamentaciones y estándares de la industria en el ámbito regional y mundial. Normas sobre privacidad y seguridad, como el Reglamento General de Protección de Datos (GDPR, por sus siglas en inglés), ponen de relieve el cambio que ha tenido lugar en el control y la propiedad de la información de identificación personal (PII), la cual ha pasado del proveedor de servicios al usuario. Esto significa que es necesario dedicar tiempo y atención al desarrollo de políticas internas, especialmente de aquellas relativas a la privacidad de la información, la protección de datos y la prevención de fraudes.

  • Oportunidades de hoy y del futuro
    Una serie de aplicaciones nuevas permite entender lo que podrán almacenar las billeteras digitales en un futuro cercano. Se espera que se utilicen en la gestión y el acceso a historias clínicas, documentos de viaje, seguros e información sobre inversiones. Asimismo, se prevé su uso para la adopción generalizada de identificaciones gubernamentales y de empleados.

  • Actualmente, la utilización de billeteras digitales está vinculada a iniciativas mayores, que van más allá de las compras. Las organizaciones que emplean la identidad como marco para la transformación digital pueden superar los obstáculos para su adopción, permitiendo sacar máximo provecho a la verificación de identidades digitales y al empleo de billeteras digitales.

  • Para respaldar este cambio se requiere trasladar la gestión de la seguridad a la nube e implementar actualizaciones a la infraestructura (incluido el hardware). Los equipos encargados de la seguridad física, las operaciones y los recursos informáticos deben trabajar de la mano y llegar a acuerdos para determinar los objetivos del programa y desarrollar un plan de negocio que incluya los períodos de recuperación de la inversión y el retorno de la inversión total. Es un esfuerzo clave para obtener los presupuestos necesarios para este tipo de proyectos, especialmente en organizaciones grandes. Al ocuparse de los criterios de éxito e incorporar a los consultores, socios e integradores adecuados para la implementación, los equipos responsables de la seguridad pueden cumplir con el objetivo final, que incluye la medición y el mejoramiento de los resultados de la implementación inicial.

  • Hoy es mucho más probable que las personas descarguen una billetera móvil a que compren una en una tienda física. La evolución de la tecnología, la demanda de los consumidores de una experiencia cómoda y el amplio número de disposiciones normativas, permite que las billeteras digitales reconfiguren la verificación de las identidades digitales en dominios que van desde el control de acceso hasta las transacciones financieras. Gracias al amplio alcance y a los puntos de contacto diarios, la categoría de billetera digital tendrá un impacto sustancial en la forma en que interactúan los hogares, los empleadores y entornos de trabajo con la industria del turismo e incluso con los gobiernos. Pero esto solo ocurrirá si las nuevas soluciones logran brindar confiabilidad, escalabilidad y comodidad en equilibrio con la seguridad y privacidad.

Gustavo Gassmann, director de Ventas de la unidad de negocios PACS de HID para América Latina y el Caribe

Te puede interesar: